Bienvenido al Feng Shui, el arte chino de la ubicación de las cosas.
Ya sea que su deseo consista en aumentar su riqueza, mejorar su salud o simplemente tener un hogar más confortable, en este sitio encontrará muchas técnicas adecuadas a sus necesidades.
Si usted es un principiante del Feng Shui, aprenderá un proceso simple pero poderoso para cambiar su relación con su hogar y sus espacios. Si ya tiene experiencia en Feng Shui y desea agregar más habilidades a su repertorio, encontrará nuevas maneras efectivas de aplicar el Feng Shui a su vida.

Durante siglos, el Feng Shui la mejorado la fortuna y la suerte de sus seguidores, y ha creado una serie de beneficios. A través de sus métodos, puede cambiar su vida de manera significativa; aumentando su suerte, siendo más feliz y obteniendo mayor control sobre sus circunstancias. La utilización del espacio de su hogar para recrear sus deseos, sueños y anhelos puede ser una nueva manera de mirar la vida de manera agradable y gratificante.

El Feng Shui es el arte de utilizar la disposición y la colocación adecuada de las cosas para mejorar nuestra vida. Es una forma de manipular los factores ambientales para intensificar la energía vital y mejorar su destino. La energía vital, denominada Chi por los chinos, es la fuerza básica que anima a todos los seres vivos. El flujo de Chi mejorará y se fortalecerá a medida que aplique los principios del Feng Shui a su vida.

El término Feng Shui (Fang-Shuei) significa “viento-agua”. Proviene de un proverbio chino que describe el lugar más deseable donde vivir. Dice lo siguiente:
“Donde el viento es suave y el sol cálido,
el agua clara y la vegetación exuberante”.

El objetivo del Feng Shui es crear armonía entre el hombre y la naturaleza, así como colocar al ser humano en la mejor ubicación y ante las mejores circunstancias posibles. Ajustando y mejorando nuestro Feng Shui tenemos la oportunidad de mejorar nuestra suerte y orientar la providencia hacia un curso más favorable.